fbpx

Cuando nacemos parece que todo esta en desorden. No sabemos cómo funciona el mundo y poco a poco nos vamos dando cuenta de qué manera las cosas funcionan y cómo puedes ir aprendiendo.

Aprendemos los fundamentos para la vida y el mundo comienza a hacernos sentido.

Aprendes a hablar, a caminar y se va acomodando todo.

Aprendes tus primeros comportamientos de las personas que te rodean y cómo responder antes ciertas situaciones.

En esta primera etapa de nuestra vida construimos nuestra personalidad.

Luego viene una segunda etapa para la que necesitamos otras estrategias de aprendizaje.

Aprendemos estrategias para relacionarnos con los demás y con qué emociones reaccionar ante diferentes eventos.

Esto lo aprendemos de nuestros padres y familiares. Poco a poco en esa segunda etapa nos damos cuenta de lo necesario para sobrevivir en este mundo.

Finalmente aprendemos cómo trabajar, cómo formar una familia, cómo poner un negocio, pero, no necesariamente con la garantía de que vaya muy bien.

Después en un tercer nivel buscas avanzar un poco más para tener éxito y, lo logras en ciertas áreas de tu vida. Todo hacia afuera parece armónico, los demás te ven como una persona que tiene una vida ideal, pero dentro de ti sabes que hay áreas que no están del todo balanceadas.

Entonces, para dar el siguiente paso, hay que hacer cosas distintas. Para poner las siguientes piezas en su lugar se requiere una estrategia diferente a las anteriores. A muchas personas les da un poco de miedo dar este paso porque el problema es que cuando empiezas a acomodar lo que falta, lo demás se empieza a desacomodar. Y es que en este nivel es necesario aprender nuevas habilidades porque eso es lo único que nos permite avanzar.

El miedo de la mayoría de las personas es que no saben si la estrategia que tienen es la correcta o no porque no han visto si funciona o no.

Por eso se necesita una metodología probada para poder balancear cada área de tu vida sin miedo a equivocarte porque sabes que si te equivocas puedes volver a aplicar la metodología y corregir lo anterior.

Cuando eres capaz de aplicar la solución que te permite diseñar tu vida con precisión, avanzar hacia tu diseño con motivación permanente y desarrollar las habilidades que necesitas para alcanzar tus metas, es cuando puedes balancear el éxito en cada área de tu vida.

“La Vida es Genial.”

- Agustín Bravo -